Como limpiar el colon irritable naturalmente y prevenir el dolor

Si nuestros intestinos están inflamados como consecuencia de un colon irritable, es necesario mantenerlo depurado y libre de gérmenes para no tener que sufrir las desagradables consecuencias de este trastorno. Una alimentación poco variada, con exceso de grasas y pobre en fibras, por ejemplo, puede causar estreñimiento por la acumulación de impurezas dentro de los intestinos.

Para limpiar el colon de manera natural tenemos en cuenta tanto lo que comemos como la forma en que dirigimos nuestro tránsito intestinal para que los desechos se eliminen de forma adecuada.

¿Qué es la placa mucoide y por qué es preciso eliminarla?

Es una capa de mucosa que cubre las paredes interiores del intestino grueso obstaculizando el normal tránsito de los desechos y su salida al exterior.  Se forma por la acumulación de alimentos ricos en harinas y calcio y también por los residuos que dejan algunos medicamentos.

La acumulación de placa mucoide causa estreñimiento y dificulta los movimientos intestinales.  Siempre que sea posible, es mejor reducirla con una alimentación adecuada. Estas son las pautas que podemos seguir para asegurarnos de mantener un colon limpio y libre de placa mucoide.

 Como limpiar el colon naturalemente – Pautas funcionales

Se refiere a la forma de evacuar nuestros desechos.  Aunque parezca algo automático y natural, podemos colaborar para que las deposiciones sean completas y la limpieza del colon profunda. La posición de cuclillas favorece los movimientos intestinales. Simplemente flexionando las rodillas un poco más de lo habitual podemos lograrlo.

Es mucho más saludable no esperar ni posponer el momento de la evacuación ya que retrasarlo provoca estreñimiento. Debemos intentar que la deposición se realice sin apretar ni forzar la musculatura anal para evitar lesiones o fisuras.  Controlar la respiración es un buen método para conseguirlo.

Pautas nutricionales

Un desayuno consistente en lácteos, cereales y fruta dará la combinación más nutritiva y eficiente para que los intestinos se activen adecuadamente.

Complementar a media mañana con un yogur o bebida láctea con probióticos del tipo de lactobacilos L.acidophilus también aportará beneficios al funcionamiento del tracto intestinal y protegerá la flora bacteriana.

Es muy importante el consumo de agua.  Tanto en caso de estreñimiento como de diarrea, el agua es indispensable para mantener una buena salud intestinal y un vaso con el desayuno también es facilitador de la limpieza del colon.

Las frutas más efectivas para lubricar las paredes del colon y permitir que las heces se deslicen con mayor facilidad son la manzana, fresa, kiwi, uva y piña o ananá.  Por el contrario, los plátanos solo están indicados para detener las diarreas y los cítricos pueden provocar  flatulencias.

En resumen, para limpiar el colon naturalmente es importante consumir alimentos ricos en fibras, cereales integrales, frutas, lácteos que contengan sustancias probióticas para fortalecer la flora intestinal, como yogures y batidos enriquecidos y agua en cantidad necesaria.

dolor de intestinos

Cómo prevenir el colon irritable

La educación nutricional nos enseña cómo prevenir el colon irritable. Cuando nos encontramos ante un episodio de diarrea o estreñimiento aislados, nos cuidamos con las comidas durante un día o dos y damos por terminado el tema, sobre todo en el caso de las diarreas.

Con el estreñimiento solemos ser estar mucho menos atentos y la mayoría de las veces lo aceptamos sin hacer nada al respecto. Únicamente si esta situación se prolonga en el tiempo o comienza a aparecer cada vez con más frecuencia, es cuando tomamos conciencia de que necesitamos un tratamiento.

Los síntomas que nos hacen pensar que podríamos tener colon irritable son: episodios de diarrea y estreñimiento repetidos y alternados, dolores abdominales, gases, calambres y, ocasionalmente,  presencia de sangre en las heces. No es necesario esperar a sentir  todos los síntomas: si ves que se repiten al menos tres de ellos, es conveniente que comiences a actuar.

El colon irritable es un trastorno crónico del intestino grueso cuyas molestias se pueden prevenir si conocemos como actúan los alimentos en nuestro organismo y diseñamos una dieta para evitar los síntomas.

Alimentos recomendados

Son los que actúan como normalizadores del tránsito intestinal, estimulando los movimientos peristálticos  de los intestinos, “limpiando” las toxinas que se acumulan en las paredes de los mismos y aportando sustancias que fortalecen el sistema inmunitario.

  • Frutas: Contienen fibras y agua.  Algunas tienen propiedades digestivas, como la manzana, el plátano y la piña.  Otras están indicadas para combatir el estreñimiento, como el kiwi o las ciruelas.
  • Verduras: También son muy ricas en fibras, vitaminas y agua.
  • Cereales: Aportan fibras y sustancias que mejoran la salud intestinal a la vez que desintoxican.
  • Yogures con probióticos: Fortalecen la flora intestinal y las defensas, combaten contra las bacterias perjudiciales y previenen infecciones.
  • Agua: Dos litros repartidos a lo largo del día contribuyen a una regularización total de la frecuencia intestinal.

Alimentos perjudiciales

  • Fritos, salsas, chocolates: Tienen un alto contenido en grasas.
  • Azúcares: favorecen la aparición de toxinas
  • Café: irrita la mucosa intestinal
  • Levaduras y algunos vegetales como coles de bruselas o repollo: causan muchos gases.

Higiene y ejercicio

Por otra parte, tan importantes como los alimentos son los hábitos de ejercicio diario y la higiene del colon. Caminar, correr, nadar o cualquier actividad a la que destinemos un rato al día es beneficiosa para la salud en general y, con respecto al colon irritable, el movimiento corporal estimula la función intestinal normalizando el ritmo y disminuyendo el estreñimiento.

Con respecto a la higiene del colon, acostumbrarse a un ritmo diario para efectuar las deposiciones es el modo más natural de eliminar toxinas y evitar inflamaciones. Con estos consejos es muy sencillo prevenir la aparición del colon irritable y mantener protegido nuestro aparato digestivo.

Articulos Relacionados