¿Cuáles son los síntomas del colon irritable? – Diferentes tipos de dolor de intestino

El colon irritable es una enfermedad de la porción final del intestino. Conocer sus síntomas nos ayudará a identificarla y poder tratarla adecuadamente.

Muchas veces, lo que parecería ser una gastroenteritis o una indigestión no lo es.  Los síntomas pueden ser similares ya que se producen en los mismos órganos, sin embargo, las causas, evolución y tratamiento van a ser diferentes según de qué patología se trate.

Para evitar confusiones, lo primero que debemos saber es que se trata de un trastorno reiterado y crónico que provoca la inflamación del colon.  Las causas pueden ser diversas: infecciones bacterianas, estrés, factores genéticos u hormonales e incluso causas que se desconocen.

Sintomas mas comunes del colon irritable

También puede suceder que una gastroenteritis mal curada derive en una irritación colónica o los malos hábitos de alimentación transformen el mal funcionamiento intestinal en un problema crónico. Para aclarar la sintomatología específica del Sindrome de Intestino Irritable (SII), como también se le conoce, deben aparecer estas situaciones:

Dolor abdominal: en un principio se parece a los dolores por indigestión, pero no desaparecen luego de las evacuaciones.  Pueden ser intensos o moderados y se localizan casi siempre en la zona baja del vientre, a la altura de los intestinos.  Es un dolor difuso aunque a la vez punzante, que se asocia a la necesidad de expulsar las heces.

Gases: el denominado “meteorismo” o abundancia de gases en todo el tubo digestivo produce inflamación y dolor.

Distensión: Suele relacionarse con haber comido demasiado y sentirse muy “lleno” pero no desaparece y, por el contrario, se presenta acompañado de hinchazón.  Si es muy severa también puede estar acompañada de náuseas o vómitos.

sintomas intestino inflamable

Inapetencia: Como consecuencia de la distensión, los órganos se expanden y al ocupar más lugar es probable que desaparezca la sensación de hambre.

Diarreas: La cantidad de las deposiciones aumenta en forma notoria y la consistencia es mucho más blanda, llegando incluso a volverse completamente líquida.  A veces son muy difíciles de controlar y es posible que con las deposiciones se pierda la flora intestinal en forma parcial o total.

Es importante observar el aspecto de las deposiciones para informar al médico la presencia de sangre o mucosidad en las mismas.

Estreñimiento: al contrario de las diarreas, la frecuencia de las evacuaciones disminuye y el bolo fecal se endurece y se torna muy difícil su expulsión.

En los pacientes con colon irritable los momentos de diarrea y estreñimiento se alternan. Ocasionalmente pueden aparecer también acidez, fiebre, insomnio, angustia o dolor de cabeza.

También hay que tener en cuenta si la persona que presenta estos síntomas está pasando por un momento personal de depresión o estrés ya que la colitis podría ser la manifestación física de un desorden emocional. La presencia de estos síntomas por un espacio mayor a tres días es motivo de urgente consulta con el médico.

 

Articulos Relacionados